Amanéceme, si puedes


Supongamos que hay un reloj dentro de cada segundo.

Que en el sol, se ocultan multitud de lunas rosas.

Que los días se esconden detrás de las lilas azules o,

que es de noche,

y el amanecer llega con zapatos de charol rojo,

las manos llenas de estrellas

y una trenza en el pelo.

Supongamos, que no pudiésemos suponer,

ni abrir una ventana al mar o,

que estoy a oscuras y mirándote, me atrevo a decirte:


Amanéceme, si puedes



Traductor


               Amanéceme si puedes



Amanéceme si puedes,
la noche que he asumido.

Derríbame este muro donde escondo,
los gritos de silencio que he mordido,
o quítame la llave que me cierra,
la puerta de la pena donde vivo.

Rómpeme la ola en que me ahogo
o apártame la arena donde guardo,
las lágrimas que riegan las violetas
del jardín del desencanto en el que vivo.

Despiértame los sueños donde duermo,
o quiébrame el cristal donde te miro,
bórrame los surcos que ha marcado
tu siega, en mi corazón herido.

Cállame la voz con que te llamo,
o párteme el papel donde te escribo,
ciérrame los ojos  que te miran,
derrámame el amor  que te he tenido.

Bájame la media luna en que me mezco,
en las noches que la lluvia no ha venido,
o quémame en el fuego de la tarde
cuando el sol quema de amor, también conmigo.

Córtame los hilos que no mueven,
la marioneta en que me he convertido,
rájame la tela que no tapa
el frío, de este desamor sabido.

Amanéceme si puedes,
la noche que he asumido.

Quítame la vida en un momento,
con un beso,
o mátame en segundos, de un gemido.
O hazme una caricia que me agite,
la dicha de mi pecho, por haber sentido,
los suspiros que me enhebren las agujas,
que cosan rotos, de mis descosidos,
y déjame sentir en un instante
la ternura, que soñando había tenido.

Hazlo antes de que me vuelva a mi noche,
dame de vida un segundo,
te lo pido;
Y despacio partiré,
a la noche que he asumido,
y con tu amor dormiré,
toda la vida, un instante,
y soñaré,
que me has amanecido.
         ....


                                            Rocío Biedma

      De mi libro “El Jardín del desencanto”

--------------------------------------------------------------------------------------------------


         Sola

Te empeñas en llenarme los sábados de ausencia,
y yo, colmada ya de frialdades en Junio,
me voy tronchando toda, y
mientras el corazón se me estrecha,
camino,
con anhelos de lluvias,
comprendiendo que si viene a abatirme la tristeza,
sencillamente,
tú no estás aquí para evitarlo.

                                              Rocío Biedma

-------------------------------------------------------------------------------------

El Jardín del Desencanto



Me dueles,
después de quebrarme la esperanza
y lanzar a mis entrañas un grito de soledad,
que me hace eco.

Y más me dueles.

Pero más camino desnuda hacia el alba
y se me clavan las lágrimas,
allí donde las horas lentas
dibujan la tristeza de mi sombra en las paredes.

Me hieres
por encima de tus angelicales ignorancias
y te hago morir con mi propia muerte,
que te termina y me termina,
y me late en las sienes al compás de tus mentiras
y me arrastra por el viento,
en busca del norte del olvido.

Y más me hieres.

Porque más veré nublarse el delirio del encuentro,
y aún más, desvanecerse la espera de tu abrazo.
Y ya tus ojos serán silencio
y la ternura de tus manos habrá destrenzado
el sendero de mis sueños.

Me mueres,
aunque ya muerta me hallaras.
Y se me acaba el firmamento
y la luz de las estrellas
y casi prefiero este rayo de ceguera,
para así,  forjar la noche y la penumbra
y evitar el ver tus ojos, o tu boca,
o el diablillo que advertías,
o el sigilo en que me muero.

Y más me muero.

Mientras parto hacia el viaje de tu ausencia,
y deshago de tu boca aquellos besos nunca dados,
y de tu olvido, los te quiero hechos de lluvia.

Y me llevo en la maleta nada de odio,
ni reproches, ni lamentos, ni sollozos, ni perdones.
Y me voy dolida de dolores traspasados,
herida a fuerza de albas rotas y calladas,
y muerta, y enterrada en el jardín del desencanto,
de lilas coronada y grises atardeceres,
mientras me llueve la angustia
y se me hace más ancho el sendero
que tú y yo no andaremos,
y me quema los pies el suelo,
mientras regreso de donde vengo sin ti,
a la nada.

...

Rocío Biedma


Publicado en el número 15 de “Claustro Poético”, año 2004
Poema que pertenece a mi libro “El Jardín del Desencanto”.
  





----------------------------------------------------------------------------------

         Tu escalera

“Yo fui,
columna ardiente, luna de primavera.
Mar dorado, ojos grandes.”

(Luis Cernuda)


Se me detiene la tarde hacia tu nombre.
Llegan los ecos de tu voz desde otros palcos
y me quiebran
la sombra dorada contra el muro.

Presiento cómo arrancas de un manotazo,
estrellas sin noche, desvalidas.

Y escucho decaer
la ingenua melodía que nos ama,
en cascadas de agua rota
por la humedad de los peldaños.

Y estoy aquí,
intentando subir sin frío,
por tu escarpado holocausto.


                              Rocío Biedma


Poemas Publicados en el Nº 34. Otoño-2013


---------------------------------------------------------------------------------------------------


Tú de blanco, yo de negro,
vestidos nos abrazamos.
Vestidos aunque desnudos
tú de negro, yo de blanco”

(Miguel Hernández)


Una hora de amor


Después de un tiempo de esperarte

comulgo angelical
como un 14 de mayo
y deleito con tu nombre mi sonrisa,
hecha de ti.

Vestida de Domingo,  siendo jueves,
percibo alguna arruga en mi semblante
y sujeto las agujas con mi amor, porque no pasen
y se me haga infinito el tiempo de tus manos y  tu boca.

Decirte en una hora...
tanto, tanto.

Y vuelve entonces
a hacérseme jirones el vestido,
la fuerza del reloj te ve marcharte,
me vence la razón al despedirte,
y embadurno mis sueños en el traje,
de chiquilla sin ti,
que ansía  volver a comulgar,
sin esperarte.
                                           ...

Rocío Biedma



 Poema publicado en el libro "Poesía Solidaria"

Antología de Poetas Andaluces de Jaén
Cordina: José Román Grima
Editado por Liberman





----------------------------------------------------------------------------------------------------

Acto de Fe



Toda la noche arrodillada,
ajada y temblorosa
como una estrella que llora sorprendida
ante el altar de tu cielo,
lloviéndome los sueños de las manos en tu piel,
hilando  con mis dedos el silencio de  mi boca,
bebiendo del delirio exhalante de tu cuerpo,
ahogada,   y elevada  en el ensueño,
de escuchar al fin tu respirar tan cerca.

Toda la noche reclinada,
rogando la indulgencia de fundirme en tu mañana,
con los ojos cerrados,
amándote entre brisas y algas de tu océano,
girando,  cual sirena,
¡partida de amor!,
en el bosque sin hierba de esta fría primavera,
dónde los ojos de lluvia y viento
se crucifican sigilosos,
en el cirio de tu ausencia.
Toda la noche rezando,
para que nunca amanezca.
                                             ...
Rocío Biedma


 Poema publicado en el libro "Poesía Solidaria"

Antología de Poetas Andaluces de Jaén
Cordina: José Román Grima
Editado por Liberman


------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------




Me pregunto


Me pregunto  si  tus manos tan calladas
Podrán hablarle a mi piel
Lo mismo que el poeta le habla al verso.

Me pregunto si tus brazos tan eternos
Sabrán abrazar mi tiempo derramado,
Y llenarlo de ternura.
Y deternerlo.

                                                              Rocío Biedma


Poema publicado por la Universidad de Jaén en el libro 
“Amor-desAmor” 
del artista Ricardo Rocío Blanco

-------------------------------------------------------------------------------------------------------





               Simbiosis


“Y entramos por el beso que me abres;
y pensamos en ti, los dos, yo solo”
Pedro Salinas


El ocaso se nos deshoja ,
lo mismo que el almendro
después de la tormenta
en una tarde de Marzo.

Tu cuello susurra mi nombre
desgranando deseos de olas sangrientas
y encuentro el hueco donde descansar mi mano
en tu inacabable espalda,
sendero de claridad y angostura.

Y me invitas a quedarme
en tus mañanas de agua.

Y me enseñas,
a tenerte con tus labios.

Y las letras de tu nombre
se trenzan con el mío
cuando ya el sol no viene
y nos descubre la noche.


                                                   Rocío Biedma



Poema Publicado en la antología "Andalucía en el Verso, 
Biznaga de Poesía Andaluza) por Ediciones de Papel. 
Córdoba 2012



------------------------------------------------------------------------------------------------------ 

                    Donde duermo



Mi amor está escondido
sin quererlo,
debajo de las flores y los sueños,
y abona y alimenta
sin saberlo,
jardines de ilusiones en silencio.

Si vienes donde duermo...

Derrámame la savia que me ahoga,
ahuécame el florido de mi pecho,
deslígame las ramas
que me enredan las entrañas,
destíñeme el azul del limbo de mis sueños.
Y déjame dormir,
mientras fecundo semillas
de pasiones y de versos,
enterrada en el jardín
del desencanto y el silencio.

Si vienes mientras duermo...

Saldrán en primavera de mi tierra
las mil flores, y una explosión de amor
y de color habrá en el viento,
y el silencio de tus ojos
escribirá mi nombre, ...si vienes,
encima de la tumba, donde duermo.




Rocío Biedma

Poema publicado en el número 16 de “Claustro Poético” 
y perteneciente a mi libro “El Jardín del Desencanto”


...................................................................................................
                                    



“Voy a buscarme hacia lo oscuro,
como se vuelve hacia la nada,
por la certeza desolada
de este cansancio prematuro”
Javier Cano



Ceguera



Sonando está la música.
Se bebe Pergoleti
mi infusión de hierbabuena.

Callado el sol afuera.
Hay olor a azahar,
tarde de primavera.

Y me pregunto si el tiempo,
me curará esta ceguera,
que me invade el corazón,
tuyo,
mientras esta enfermedad lo quiera.


                                                Rocío Biedma


Poema publicado en el libro "Poesía Solidaria"
Antología de Poetas Andaluces de Jaén
Cordina: José Román Grima
Editado por Liberman

---------------------------------------------------------------------------------------------




En mi pelo



Cuándo tu mano se adentra en mi pelo
sé, que busca ansiosa
sus propias caricias nunca dadas.
Me recorre incesante,
amándome asombrada,
temiéndose encontrar después
con la triste melodía, a son de liras,
de la danza cadenciosa de su propia ausencia.

             Con qué firme dulzura

dejas pasear tus dedos
por el labrado lecho de mis sueños,
dibujando intensidad
allí, dónde presientes un florecer
de semillas perfumadas.

De qué mañana prendida yo me quedo,
elevada entre partículas de polvos siderales,
sin ni siquiera el reclinar la nuca por un beso,
sin nada más,
que tu mano, vacía, lejana,
que sale resignada de mi pelo.

.....

                                                                Rocío Biedma


 
Poema publicado en el libro "Poesía Solidaria"
Antología de Poetas Andaluces de Jaén
Cordina: José Román Grima
Editado por Liberman


------------------------------------------------------------------------------------------------------ 

                                   Quédate
                                                                     
                                                                 A Walter



Perdona el impudor de desnudar mis palabras ante ti.

Es preciso que el viento de esta tarde de verano
arranque y abrase con delirio
las ropas amargas
 de sombras y ahogos repetidos,
y venga a vestirme  tu voz de terciopelo
nacida del tiempo silente y del eco dormido
de tu corazón de violetas.

Entra
a inquirir la transparencia aniñada de mis años.
Desciende confiado,
y exhala del bosque de mis venas,
las flores secretas de mis soledades.

Siéntate
en la orilla de mis aguas
y escucha la luz cantarina
que escala los líquenes de mi existencia,
evocando  enredarse en versos desmedidos
al son de campanas azules y mañanas nuevas.

Dime qué ves
en mis manos de jade y lluvia rota
obedientes y abatidas,
ansiosas,
en busca  de la hierba que prometes
y el  denso ramaje donde poder deslizarse y advertirte.

Y quédate.

Hagamos  un estambre con tus gestos y los míos
que provoque un ritual  al mirarnos largo rato
y atraviese los pórticos velados
y la imprudencia afrodisíaca de la ternura.

Y en los albores de nuestra ceremonia
vibrarán las mariposas de nuevo
titilando como lirios con el rocío de enero,
por debajo de la piel de nuestras palabras.

…..

                               Rocío Biedma


Poema Publicado en  el libro número  19  "Claustro Poético"


----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------



Tu Viento

  
Tu viento me desgarra y alborota
me arranca de la rada  de tu piel,
me enreda la ilusión con piruetas
y luego me hace bruma de luz fría
y me llena de azul el hueco de las olas
que me arrastran, irremediablemente,
deshecha al fin
hasta tu embarcadero.

                                         Rocío Biedma


Poema Publicado en el libro "Amor-Desamor"  
Publicado por la Universidad de Jaén con motivo de la Exposición de el 
Artista Ricardo Rocío Blanco

-------------------------------------------------------------------------



El sitio de tu voz



Percibo lentamente el calor de tu palabra,

que me deja florecerme como espuma 

y  expandirme,

sin apenas derramarme de tu entorno,

donde habito.



El sitio de tu voz,

donde me vierto en sonidos

 de dulzura de tu boca,

dónde me acunas y das vueltas  y me elevas,

 creando círculos en verso,

hablando amor en tus palabras.
Donde me creo volar,
sin que me disperse.

                                    Rocío Biedma

            De mi libro  "El Jardín del Desencanto"
-----------------------------------------------------------------------------------------




                   Quién te ha dicho que vinieras




Dime porqué amor,
llegas a mí, si yo no te he llamado.

Me pregunto, porqué irrumpes
y me quemas los trigales
y me arrancas las violetas
haciéndome  pedazos este banco de madera,
que ayer hice despacito
para sentarme algún día y pensarte,
mientras cruzaras el patio.

Dime porqué amor,
te bebes en abril mis humedales
y amargas la frescura de este agua
que me lava el tiempo de ilusiones.

Y me golpeas los ojos
en busca de cristales escondidos.
Y me desvistes del pecho los bordados
para mirarme aún más de cerca.
Y te callas,
mientras suena el dolor 
que se me sale del pecho.
Y pretendes derribarme,
a golpe de tijeras,
con ausencias y con besos mal cosidos.

Dime amor, ¿cómo te atreves?,
después de florecerme el pelo de luciérnagas,
a suplicarme silencio,
cuándo vienes y sacudes l
as flores que hube bordado
en la colcha de mis sueños.

Y me dejas tan herida...
sin bolsillos de esperanza,
partida de amor, contigo,
¡sola!
sin haberte dicho que vinieras.
                                                               

                                                           
                           Rocío Biedma
         

(Poema publicado en el Libro “Poesías para un Tiempo"
Editado por la UNED de Jaén en su XX aniversario )

----------------------------------------------------------------------------------------







                    

Te esperaré



Te esperaré,
aun sabiendo que el mañana
no esperará por mí
y los días intentaran arrebatarme la paciencia
con que bordo en mi corazón tu nombre.

Te esperaré,
aun sabiendo que el manantial
que hoy me brota de los labios,
puede secarse y agrietarme aún más la piel, 
o, tal vez, desbordarse
y ahogarme en la ternura que te guardo.

Te esperaré,
aun sabiendo que la tela ennegrecida
que teje el tiempo,
intentará taparme el frío gélido
de tantas ilusiones no vividas
y descoserme  cada estrella que tejí en tu cielo
con hilos de mañanas y de esperas.

Te esperaré, amor,
porque sé que has de venir,
aunque antes  ya estuvieras.
Y pondré en  tu corazón
todos los  sueños no vividos,
y en tus manos hilaré feliz
todas las primaveras,
y sólo habrá amaneceres en tu nombre
y me florecerán los labios para decirte amor,
el tiempo que te esperaré,
mientras tú quieras.

                 Rocío Biedma


                       


(Poema publicado en el Libro “Poesías para un Tiempo”

Editado por la UNED de Jaén en su XX aniversario)

----------------------------------------------------------------------------



            

Aprendiz del tiempo


Soy aprendiz del tiempo,
del cuenco oscuro y frío
dónde habitan las agujas,
crueles, sordas a mis súplicas
de engendrar o destruir instantes.

Y me nutro de las sombras del momento
 o de la joven algarabía de algún minuto decisivo.
Y me emociona cuándo siento entre mis manos
una caricia breve,
o  lloro largo rato,
si es denso el tiempo de un abrazo,
o eterna la seda de jazmín de tu mirada.

Y aprendo a cada paso,
a beberme la tragedia de tu espera,
 rozando  el límite algunas veces
que me empuja a palpitar con los segundos
y me obliga a cerrar los ojos,
mientras pronuncio tu nombre,
que el tiempo no me devuelve.

Y no me acerca el tiempo, ni me aleja,
tan sólo me golpea el ansia de llegar más lejos,
luchando por la pérdida de tiempo.

Y bailo con el espacio en el que aprendo,
colgada del negro de las agujas,
y hago los deberes en tardes de primavera,
mientras me  río algunas veces
de la razón temprana que envejece mis días.

Acepto del futuro, un tiempo de ternura
y  tu piel que se me cosa despacito,
para olvidar este camino,
que recorro, cargada de momentos,
de pausas y segundos, de horas legendarias,
de libros ya leídos, y de versos escritos,
que borren este tiempo al que tiempo le pido,
para obsequiarme tiempo.

Y aprendo de esta espera,
el silencio mordido,
de quererte por encima
del reloj en el que vivo.
                                                Rocío Biedma
  
Poema publicado en el Libro “Poesías para un Tiempo” 
Editado por la UNED de Jaén en su XX aniversario

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------          


Tiempo

Me encuentro con el alma
henchida de proyectos,
colmada de ilusiones,
de prisas por tenerte,
ansiosa de tus besos.

Y tú me pides calma
y pausas en mis gestos,
muñeca sin relojes,
vivirte por momentos.

Esferas sin agujas,
recuerdos para un verso,
que este corazoncito
mecido como un péndulo,
en sus horas calladas
te presta su silencio.

Mientras,  me pides  tiempo.
El tiempo que no tengo
Y soterrada invento,
alada de segundos,
que vuelan en mi pecho.

El tiempo de mi vida,
guardado en un bolsillo,
encadenado a un verso
de mañanas heridas
y de noches sin sueño.

Y voy bordando, amor,
los días que te presto
en este bastidor
llamado corazón
con hilos de tu tiempo.

                             Rocío Biedma

(Poema publicado en el Libro “Poesías para un Tiempo”
   Editado por la UNED de Jaén en su XX aniversario )

---------------------------------------------------------------------------------------------------------------

Octubre

Arráncame el vestido de oro que en Octubre,
de hojas mal caídas me puse por taparme.
Desnudó el árbol la hojarasca que hoy me cubre,
se desvistió el amor,  temprano aquella tarde.

Despiértame del sueño de flores donde duermo,
acurrucada en nanas ocres de enamorada.
Soñó la luz de otoño su tono de recuerdo,
se me durmió el amor,  así, tan de mañana.

Empápame el agua inerte de mi frente,
llovida de canciones azules mal cantadas.
Lloró el silencio después de helar la fuente,
se me murió el amor, tal vez de madrugada.

                                Rocío Biedma

Poema Publicado en el nº 13 (Segunda época)
 “Claustro Poético

------------------------------------------------------------------------------------

Cuando estés

Recorreré la línea de tu boca,
acunaré tus sueños con mi pelo,
derramaré, guardado, tanto anhelo,
toda vida  en tu piel, me será poca.

Devoraré en tus labios los mil besos,
pasearé a puntillas por tus dedos,
te pintaré, de azul destellos nuevos,
escribiré en mi piel todos tus gestos.

Me beberé tus húmedos rincones,
y morderé callada tu silencio,
enredaré tu amor con mi lamento,
bucearé desnuda en tus pasiones.

Feliz, te agitaré.
Y  con tu boca requerida
de dulce miel, formaré un verso,
que regaré, con  lágrimas guardadas
y el gozo del sudor de nuestro encuentro
y abonaré, con besos siderales y
místicos delirios de tormento
y segaré, con plumas de pasión
que me arañan tu amor,  que  ya presiento.

Y dormiré, después de haber trenzado
yo a tu boca,
tú a mis besos,
con nudos que ya nunca me despierten,
y mi jardín de primavera veré brotar,
cuándo estés
aquí, junto a mi lecho.

                            Rocío Biedma



Poema Publicado en el nº 14 (Segunda Época)
Claustro Poético


--------------------------------------------------------------------------------------------------

Cada tarde



No voy a contarte amor,

cuanto me duelen las manos si no quieres.

Antes de ti,
mi piel yacía extenuada
y la sabia de recuerdos rodaba por mis acantilados.

La prisa dejó caer al vacío mi memoria
delante de tus ojos.

Debemos de abrazarnos cada tarde.
No quiero que tu nombre se me borre con la lluvia,
no puedo amor,
dejar que se me mueran las manos con tu ausencia
quebradas de buscar tu piel.

Escríbeme te quiero en una estrella
para que yo me duerma amor,
sabiendo que debemos abrazarnos cada tarde,
y me beba de la noche la sustancia
que me cure de las manos el dolor
de no tocarte.

                                      Rocío Biedma  


--------------------------------------------------------------------------------------------------

Caminas


Caminas por mi corazón
y no sabes si quedarte.
Retrocedes,  y expectante,
regresas y te detienes
delante del almendro
a contar las mariposas.

Y te sientes huésped
en este espacio
de la magia de otros versos,
que comienzas a intuir.

De vez en cuando
cierras  los ojos, pensativo
y vuelves a abrirlos,
a otro amanecer nuestro.

Y yo mientras tanto,
 abro la ventana,
para que entre la tarde
y alborote.

Y estás quieto,  y callado
y no te atreves,
y prefieres
contemplarme desde dentro
cegado por el sol,
ahogado por el agua,
mojándote de amor
entre la hierba fresca.

Y está horadando el tiempo la espera,
ansioso, de que alargue mi mano
y te invite a  subir
al desván de mis secretos.


                           Rocío Biedma


Poemas Publicados en el  Nº 26. Otoño-2011